Cœur de l’Océan

Cinco años después de la huída entiendo que los mensajes dentro de la botellas de los sábados son un naufragio en mar abierto.

Pero de naufragios se escribieron las mejores historias. De barcos que se creían insumergibles y acabaron carne de coral. Chatarra entre bailes de algas y oscuridad salada.

 

Somos nuestras propias tempestades, olas de furia que quiebran la coraza de una ilusión que contra el tridente mantuve a flote. Pero todo cae por su propio peso. Y el silencio de tu boca cargaba toneladas.

 

Tú, de proa; yo, de popa.

Salvando cada uno sus propios vértices

 

 

Anuncios

Acerca de Adelunes

Pies de pentadrama
Esta entrada fue publicada en Lo que se esconde dentro y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s